SHARE

 

La V Asamblea de la Organización Regional Antidopaje Sudamericana (ORAD – SAM), realizada la última semana en Bolivia, dejó grandes lecciones para Perú. La Comisión Nacional Antidopaje (CONAD) enfocó su atención en la preparación del programa para los Juegos Panamericanos y Parapanamericanos Lima 2019.

Víctor Carpio, director ejecutivo de la CONAD, fue el representante peruano en la reunión que contó con la dirección de María José Pesce, directora para Latinoamérica de la Agencia Mundial Antidopaje (AMA); del exsaltador peruano Francisco León, gerente de relaciones nacionales de la AMA; y de Agustín Casaccia, presidente de la ORAD – SAM. La cita, organizada en el hotel Ambassador de Cochabamba, también contó con la presencia de representes de Argentina, Paraguay, Bolivia, Ecuador, Chile y de la capacitadora canadiense Elizabeth Carson.

“Estos días de reuniones han sido bastante productivos para el Perú. Estamos preparando el programa antidopaje de Lima 2019 y la especialista canadiense nos ha dado varios alcances acerca de los criterios de riesgo que debemos aplicar, del sistema de investigación y de la distribución de controles para esos Juegos”, comentó Carpio Quintana.

Durante la reunión, Perú también presentó lo realizado el año 2017 y su plan estratégico y operativo para este año. El plan nacional de distribución de controles, el enfoque del programa educativo y la aplicación del sistema de gestión de resultados para sancionar deportistas fueron aprobados y recibieron la felicitación de los directores de la reunión.

La ORAD-SAM, conformada inicialmente por Paraguay, Perú y Bolivia, dio la bienvenida en esta reunión a Ecuador.

 

LEAVE A REPLY